Jesus del Puente
Jesús Nazareno, Obra de José Capuz Jesús Nazareno, Obra de José Capuz El auxilio de Nuestro Señor Imágenes de la Hermandad de Jesús Nazareno del Puente de Cuenca Imágenes de la Hermandad Imágenes de la Hermandad

Estatutos 1984




INDICE

 

CAPITULO I
Institución de la Hermandad

CAPITULO II
Del culto de la Sagrada Imagen

CAPITULO III
De la admisión de Hermanos

CAPITULO IV
De los derechos de los Hermanos

CAPITULO V
Del Régimen de la Hermandad

CAPITULO VI
De las obligaciones de la Junta de Diputación

CAPITULO VII
De las Obligaciones de los hermanos en general

CAPITULO VIII
Del traje y emblema de la Hermandad

CAPITULO IX
De los fondos de la Hermandad y su inversión

CAPITULO X
De la suspensión de la Procesión

CAPITULO XI
Del nombramiento de la camarera y sus obligaciones

CAPITULO XII
Vinculación de la Hermandad con el Obispo Diocesano

CAPITULO XIII
Deberes de la Hermandad para con la Junta de Cofradías

APROBACION DE LA HERMANDAD

SECRETARIA GENERAL DEL OBISPADO DE CUENCA


CAPITULO I
Institución de la Hermandad

Art. 1º.- La Hermandad llevará el titulo de Venerable, y su denominación completa será:

VENERABLE HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESUS NAZARENO - DEL PUENTE -.

Art. 2º.- El número de hermanos y hermanas, será ilimitado y todos disfrutarán de los derechos y deberán cumplir las obligaciones que, más adelante, en sendos capítulos, se designarán.


CAPITULO II
Del culto de la Sagrada Imagen

Art. 3º.- El fin de la Venerable Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno -del Puente- es el culto a su Sagrada Imagen. Este culto, para ser auténtico, ha de ser una manifestación de la Fé Católica profesada y vivida por sus cofrades y ha de ejercerse también en la observancia de los días festivos y la disposición apostólica a cooperar con la obra del Redentor en la Iglesia.

Art. 4º.- Además de la Procesión del Jueves Santo, se celebrará anualmente el primer día de la Pascua de Pentecostés una función solemne en la Iglesia que se designe por la Hermandad, con sermón, música y coro.

La Hermandad podrá aumentar estos cultos a su Sagrada Imagen, cuando lo considere conveniente la Asamblea General.


CAPITULO III
De la admisión de Hermanos

Art. 5º.- Para ser admitido en la Venerable Hermandad, será requisito necesario que el nuevo cofrade sea bautizado, profese la Religión Católica y esté dispuesto a cooperar a la edificación del Cuerpo de Cristo.
Se requerirá la presentación del nuevo hermano por otro ya integrado en la Venerable Hermandad, a cuyo efecto se solicitará por escrito, cubriendo el impreso correspondiente.

CAPITULO IV
De los derechos de los Hermanos

Art. 6º.- Cuando fallezca una hermana o hermano, sus familiares comunicarán a algún miembro de la Junta de Diputación el día y hora en que se efectuará el entierro, con el fin de que asista a él una representación de la Hermandad.

Art. 7º.- La Hermandad costeará a su cargo en sufragio del alma del hermano o hermana fallecido, tres misas rezadas. La Junta de Diputación avisará a los familiares del finado, al objeto de indicarles las fechas en que se van a celebrar dichas misas.

Art. 8º.- Todos los años, al día siguiente de la Función se celebrará una Misa de Requiem, rezada, en sufragio de las almas de todos los hermanos y hermanas fallecidos.


CAPITULO V
Del Régimen de la Hermandad

Art. 9º.- La Venerable Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno - del Puente- estará integrada por

a) Los Hermanos Mayores.
b) La Junta de Diputación.
c) La Asamblea General.

Art. 10º.- Anualmente se nombrarán tres Hermanos Mayores en la Hermandad. El primero de ellos, por riguroso orden de antigüedad, que ostentará el cargo durante todo el año de Presidente de la Hermandad. Los otros dos Hermanos Mayores, se nombrarán por sorteo, al azar. Se excluirá de estos nombramientos a los hermanos que hayan desempeñado en años precedentes dichos cargos.

Art. 11º.- La Junta de Diputación de la Hermandad estará integrada, además de por los Hermanos Mayores del año actual, por los siguientes cargos: Depositario, Secretario, Contador, Seis Vocales, Vice-Depositario y Vice-Secretario; y el Consiliario.

De los seis vocales, tres serán los Hermanos Mayores del año anterior y los otros tres, así como los cargos de depositario, Secretario y contador, serán nombrados por la Asamblea General. De entre todos, un hermano ostentará la representación de la Hermandad en la Junta de Cofradías de la Semana Santa de Cuenca. Los cargos de vice-depositario y vice-secretario, los nombra el depositario y el secretario respectivamente.

Art. 12º.- Anualmente se celebrarán, al menos, dos Juntas de Asamblea General de la Hermandad y otras dos de la Junta de Diputación.
La Asamblea General de la Hermandad, estará formada por todos los Hermanos y Hermanas que la componen, mayores de catorce años de edad.
La Junta de Diputación, estará formada por todos los Hermanos que desempeñan cargos, según el artículo anterior.
La primera Junta de Asamblea General se celebrará entre los días quince de enero al cinco de febrero de cada año. En ella, se tratará de la liquidación de cuentas, sometiendo el depositario a la aprobación de la Asamblea General de la hermandad el balance de ingresos y gastos habidos en el año inmediatamente anterior.
Dichas cuentas, irán firmadas por el Depositario, llevarán el Vº Bº del Hermano Mayor Presidente de ese año y la conformidad a las mismas del contador de la Hermandad.
También en esta primera Junta anual, se nombrará a los Hermanos Mayores que ostentarán el cargo hasta después de esa misma Junta de Asamblea General del año siguiente, en la forma indicada en el artículo diez de este mismo capitulo.

Art. 13º.- Los cargos de Depositario, Secretario, Contador, y tres Vocales, serán nombrados por la Asamblea General.
Al objeto de garantizar la gestión de la Junta de Diputación de la Hermandad, solamente se renovarán estos cargos por tercios; es decir, tres de ellos cada vez; el proponente indicará a la Asamblea General que cargos en número de tres desea que se renueven; la Asamblea, por mayoría, decidirá que se produzca la indicada renovación. En dicho supuesto, se efectuará votación secreta entre lcs hermanos asistentes, referida a los candidatos presentados a cada uno de los cargos renovables, recayendo este en el hermano que haya obtenido mayor número de votos.
Todos los cargos podrán ser reelegidos indefinidamente hasta haber cumplido la edad de 70 años. En dicho caso, deberán dimitir del mismo. El limite de edad no afecta a los hermanos mayores. Se podrá dimitir del cargo por cualquier supuesto, a voluntad de quien lo represente.
Si se ostenta algún cargo y se quiere optar a otro, necesariamente el candidato habrá de dimitir primero.

Art. 14º.- La segunda Junta de Asamblea General, se celebrará en el periodo de tiempo comprendido entre el domingo de Resurrección y treinta días después del mismo.
En ella, se tratará de lo concerniente al punto: subasta de banzos, cetros, etc.
De todos los banzos que componen el Paso de la Sagrada Imagen, SIETE de ellos serán adjudicados cada año, por riguroso orden de antigüedad. Cada uno de estos hermanos deberá satisfacer por ello a la Hermandad una cantidad, que podrá ser revisada por la Asamblea General, en la misma Junta de cada año.
Cualesquiera de los hermanos a los que, haya correspondido por este procedimiento de turno llevar el Santo Paso, pueden delegar su derecho en otra persona, a su criterio. La única condición indispensable para el cambio de bancero es que el nuevo, sea hermano de la Hermandad.
El resto de los banzos, así como los cetros, etc. se adjudicarán por subasta.
Condición necesaria para ser bancero de la Sagrada Imagen, además de ser hermano, es tener más de 18 años de edad.

Art. 15º.- También se podrán celebrar Juntas de Asamblea General, extraordinarias, cuando la Junta de Diputación lo estime conveniente, o cuando por escrito, lo soliciten al Hermano Mayor Presidente con sus firmas, más de un tercio del total de los hermanos y hermanas que componen la hermandad; debiendo notificarse previamente al Obispo Diocesano o su Delegado.
Tanto en las Asambleas ordinarias como en las extraordinarias, solamente se podrá tratar de lo que se haga constar en el orden del día.
El Consiliario, tiene derecho a dar un consejo en cualquier asunto. Más su voto favorable será necesario para la validez de los acuerdos que afecten a la Doctrina de Fe y Moral y a la Disciplina de la Iglesia, especialmente en materia litúrgica.

Art. 16º.- En cumplimiento de lo dispuesto en la Constitución y Estatutos de la Archicofradía de “Paz y Caridad’, con el fin de que esté representada esta Venerable Hermandad, en cuantos actos intervenga como tal Archicofradía, serán vocales de la misma el Hermano Mayor-Presidente de cada año, el Depositario el Secretario, el Representante de la Junta de Cofradías y otro vocal. En total, cinco miembros. En el supuesto de que algunos de estos señores fuesen designados para ocupar alguno de los cargos en la Junta de Diputación de la citada Archicofradía, estos cargos serán totalmente compatibles con el que ostente en La Venerable Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno del Puente.

Art. 17º.- En la Venerable Hermandad habrá uno o más nuncios cuyas retribuciones serán señaladas por la Hermandad.

Art. 18º.- Todas las votaciones serán secretas y en caso de empate decidirá siempre el voto de calidad del Hermano Mayor Presidente.

Art. 19º.- En ningún caso se admitirán votos de hermanos no presentes ísicamente ni aún en el caso de estar representados debidamente en las Asambleas.

Art. 20º.- A ningún hermano se le concederá la palabra en el debate del asunto más de dos veces; en una, podrá expresar su opinión y otra vez más para responder en el caso de haber sido citado en el debate, por alusión.
En ningún caso se permitirán ofensas personales que puedan promover conflictos u ofender la susceptibilidad de persona alguna, existiendo, en todo momento, el respeto y la consideración debidos. Si esto no llegase a cumplirse, en aquel momento el moderador de la Junta o Hermano Mayor Presidente de la Asamblea, podrá desalojar de la misma a quien incumpliere.

Art. 21º.- No podrán celebrarse Juntas de Asamblea General ni de Diputación en primera convocatoria, sin la presencia por lo menos de ¡a mitad más uno de los hermanos o hermanas que componen la Hermandad que componen la Junta de Diputación; y en segunda convocatoria, con cualesquiera de los miembros que asistan a las Juntas, teniendo efecto todos los acuerdos que se adopten.

Art. 22.- La Junta de Diputación celebrará sesiones, cuando lo considere conveniente y de lo que en ellas se trate, se dará conocimiento a la Junta de Asamblea General, siguiente.


CAPITULO VI
De las obligaciones de la Junta de Diputación

Art. 23º.- Las obligaciones de los Hermanos Mayores, son los siguientes:

a) Cumplir cuanto se dispone en estos estatutos así como los acuerdos de la Hermandad tomados en Juntas de Asamblea General.
b) Representar a la Hermandad ante las Autoridades civiles y eclesiásticas, Hermandades, asistir a los entierros y Procesiones y, especialmente el día de Jueves Santo, asistir a la Procesión y velar por que en la misma exista el mayor orden y seriedad.
c). El Hermano Mayor Presidente, presidirá la Juntas de Diputación y de Asamblea General.
d).Fijar el orden del día, de todas las Juntas a celebrar, junto con el depositario y secretario.

Art. 24º.- Las obligaciones del Depositario son:


a) Conservar el Patrimonio y los fondos de la Hermandad.
b) Tener en su poder una lista actualizada de los miembros de la Hermandad, bien clasificada, que le proporcionará el Secretario.
c) Satisfacer los pagos que se originen en la Hermandad.
d) Extender recibos y hacer cargos de los mismos al nuncio.
e) Llevar un libro de ingresos y gastos de la Hermandad.
f) En la primera Junta de Asamblea General de la Hermandad de cada año, rendirá cuentas, con justificantes, de los ingresos y gastos habidos en el año inmediatamente anterior, que se comprobará con el libro del contador y que archivará una vez aprobadas por la Asamblea General.

Art. 25º.- Las obligaciones del contador, son;


a) Actuará como interventor de la Hermandad en todos los movimientos de cobros y pagos que se originen en la misma.
b) Comparar y cuadrar las cuentas anuales del depositario, antes de presentarlas este a la aprobación de la Hermandad.
c) Llevar un libro de contabilidad de los cobros y pagos de la Hermandad.


Art. 26º. Las obligaciones del Secretario son:


a) Llevar un registro detallado de altas y bajas en la Hermandad.
b) Llevar otro registro de las fechas en que se han celebrado cada una de las Misas por los hermanos fallecidos así como el control y la gestión con el clero y los familiares de los hermanos difuntos al objeto de que exista siempre la seguridad en la celebración de la mismas y en los días en que éstas se van a celebrar.
c) Llevar otro registro para el nombramiento de los Hermanos Mayores de turno así como de los banceros de turno.
d) Llevar un libro de actas y redactar en él todas las que se celebren tanto de Asamblea General, como de Diputación y se pondrá en contacto con el Secretario de la Archicofradía de “Paz y Caridad” al objeto de que facilite copias de las actas que la indicada Archicofradía redacte, como consecuencia de reuniones celebradas, al objeto de dar cuenta a la Asamblea General de lo tratado en ella.
e) Será el responsable de convocar las Juntas, Procesiones, Entierros de los hermanos difuntos y todos los actos que sea necesaria la representación de la Hermandad.
f) Llevará la correspondencia y conservará el archivo.


Art. 27º.- Las obligaciones de Vicesecretario y Vicedepositario, son las de asistir y sustituir al Secretario y Depositario, respectivamente, en sus funciones, en caso de enfermedad, ausencia, etc., y en cuanto sea necesaria su colaboración.

Art. 28º.- Las obligaciones de los vocales son las de asistir con voz y voto a las Juntas de Diputación y sustituir a sus compañeros en la indicada Junta cuando proceda.

Art. 29º.- Las obligaciones del representante de la Hermandad en la Junta de Cofradías, son las siguientes:

a) Asistir a las Juntas que celebre la Junta de Cofradías tanto de Diputación como de Asamblea general, dando cuenta de lo que se trate al resto de los miembros de la Junta de Diputación.
b) Asistir a las Juntas de Diputación de la Hermandad así como a las Procesiones y actos a que sea citado, tanto representando a la Hermandad como a la Junta de Cofradías.

Además de éstas, las que tenga impuestas por pertenecer a la Junta de Diputación de la Junta de Cofradías de la Semana Santa de Cuenca.

Art. 30º.- Si cualquiera de las personas que componen la Junta de Diputación no cumpliese con sus obligaciones en la Hermandad, la propia Junta de Diputación propondrá a la Asamblea General su sustitución en el cargo, por otro hermano que no sea de la Junta de Diputación; a excepción del cargo de representante, que para desempeñarlo, necesariamente el hermano tiene que formar parte de la Junta de Diputación. En este caso, la Junta de Diputación propondrá la terna, que entre los propios miembros de la Junta de Diputación, a la Presidencia de la Junta de Cofradías, que decidirá.


CAPITULO VII
De las Obligaciones de los hermanos en general

Art. 31º.- Todos los hermanos y hermanas están obligados a hacer fectivas sus cuotas con puntualidad.
Lo están, así mismo a la asistencia a todos los actos de culto a la Sagrada Imagen y a las Juntas de Asamblea general y en especial a la Procesión del Jueves Santo.

Art. 32º.- Todos los hermanos y hermanas están obligados a que sus criterios y comportamientos sociales no contradigan lo que significa la Sagrada Imagen del Redentor a la que se da culto.

Art. 33º.- Todos los miembros de la Hermandad deberán hacer efectivas sus cuotas del año antes del 31 de diciembre de cada año.
Si se produce el impago de dos anualidades consecutivas o cuatro alternas, la Junta de Diputación propondrá el tipo de sanción que considere a la Asamblea General, que decidirá.


Art. 34º.- Todos los hermanos, que el 31 de diciembre de cada año, no hubieren satisfecho el importe comprendido en la subasta por banzos, cetros, etc., perderán su derecho y se subastarán de nuevo en la primera Junta de Asamblea General del año siguiente, sin más trámite.
En el supuesto de que el hermano haya pagado parte del importe correspondiente a la subasta, solamente tendrá derecho a la devolución del 75% de las cantidades entregadas.
En cualquier caso, se inhabilitará, sin más al hermano que ha incumplido, para que en los cinco años siguientes no pueda subastar, ni llevar a la Sagrada Imagen. En caso de reincidencia, se propondrá la expulsión de la Hermandad.

Art. 35º.- Todo miembro de la Hermandad, deberá guardar a los Hermanos Mayores o Junta de Diputación, tanto en actos públicos como privados de la Hermandad la consideración y respeto necesarios. Esta misma conducta deberán observar entre sí todos los hermanos y hermanas, en la seguridad lo que no es de esperar que si hubiese alguno o alguna que faltase a estas prescripciones, será amonestado con prudencia por el Hermano Mayor-Presidente, u otro miembro de la Junta de Diputación, pudiendo llegar, si insistiese en su mal comportamiento, a ser expulsado de la Hermandad, sin posibilidad de readmisión.

 


CAPITULO VIII
Del traje y emblema de la Hermandad

Art. 36º.- Todos los miembros de la Venerable Hermandad usarán en el esfile Procesional el día de Jueves Santo, acompañando a la Sagrada Imagen, la túnica y capuz de color morado.

Art. 37º.- El emblema de la Hermandad es un escudo con el fondo en raso blanco, bordado el contorno, imitando un pergamino, cordón amarillo. El centro del escudo, bordado en dos tonalidades de color verde, uno más claro que otro imitando dos coronas de espinas, entrelazadas, con salpicaduras bordadas en color rojo. Dentro de las dos coronas de espinas entrelazadas están, también bordadas en color amarillo, las letras JHS, con una Cruz, también bordada en color amarillo, en el centro de la letra H en su mitad superior.
También forman parte del uniforme, unos cordones de seda de color amarillo, con madroños, enlazado en la cintura, colgando los mismos hacia el lado izquierdo. En el lado derecho, enlazado al cordón, se coloca el Rosario.

CAPITULO IX
De los fondos de la Hermandad y su inversión

Art. 38º.- Constituyen los tondos de la Hermandad:

a) Las cuotas de los hermanos y hermanas.
b) Los donativos, tanto en metálico como en especie.
c) Los productos por subasta de banzos, cetros, etc.

Art. 39º.- La cuota anual podrá ser revisada por la Asamblea General, a propuesta de la Junta de Diputación.

Art. 40º.- Todos los fondos serán destinados a:

a) Gastos de Culto, sostenimiento de la Hermandad, conservación de andas, ltar, cuotas para la Junta de Cofradías y cuantos gastos sean necesarios.
b) Al estipendio de las Misas por el alma de los hermanos difuntos.
c) Al mejoramiento de todo cuanto redunde en beneficio de la Venerable Hermandad.
d) Al sostenimiento de la Archicofradía de “Paz y Caridad”, en lo que sea procedente.
e) La Hermandad, teniendo en cuenta su condición de miembro activo de la lglesia, decidirá como contribuir -en lo posible y sin detrimento de sus fines específicos- a las necesidades y colectas de la Parroquia, la Diócesis y la Iglesia Universal.

 

 

CAPITULO X
De la suspensión de la Procesión

Art. 41º.- Si por causas ajenas a la organización de la Procesión (orden gubernativa, inclemencias del tiempo, etc.), ésta tuviese que suspenderse, bien antes de su comienzo, bien durante el recorrido, sin haber transcurrido más de una hora desde su inicio, todos los hermanos que hayan subastado tendrán derecho a una devolución de cantidades. Estas cantidades, serán la diferencia prorrateada entre el importe de la subasta y lo que resulte una vez deducidos todos los gastos ocasionados como consecuencia de la puesta en marcha de la Procesión (bocadillos, refrescos, traslado de andas, etc.).

CAPITULO XI
Del nombramiento de la camarera y sus obligaciones

Art. 42º.- La camarera será nombrada por la Asamblea General de la Hermandad, siendo preferidas para ocupar el cargo las señoras que pertenezcan a la Hermandad y las esposas e hijas de los hermanos.

Art. 43º.- La camarera cuidará de las ropas, alhajas y de su altar, y efectuará la limpieza de andas de la Sagrada Imagen antes del desfile procesional del Jueves Santo.


CAPITULO XII
Vinculación de la Hermandad con el Obispo Diocesano

Art. 44º.- La Venerable Hermandad de Ntro. Padre Nazareno del Puente, gozará de la vigilancia del Ordinario del lugar y será visitada por éste cuando lo estime conveniente, en conformidad con los sagrados Cánones.

Art. 45º.- La Venerable Hermandad de Ntro. Padre Jesús Nazareno del Puente, puede tomar libremente iniciativas que estén de acuerdo con su carácter y se rigen conforme a las normas de estos estatutos, aunque siempre están sujetas a la alta dirección del Obispo Diocesano, según las facultades que a este confiere el Código de Derecho Canónico, respecto de las Asociaciones públicas en la Iglesia.

Art. 46º.- Será competencia del Obispo Diocesano nombrar al Capellán Consiliario, así como confirmar al Presidente o instituir al que ha sido nombrado conforme a los presentes Estatutos.

Art. 47º.- Esta Venerable Hermandad rendirá cuentas anualmente de los movimientos dinerarios habidos en ella al Obispo Diocesano.

CAPITULO XIII
Deberes de la Hermandad para con la Junta de Cofradías

Art. 48º.- Esta Venerable Hermandad se somete a lo dispuesto en los Estatutos de la Junta de Cofradías aprobados por S. E. Reverendísima el Obispo de Cuenca en 20 de enero de 1960 y en los que en adelante fueren legítimamente promulgados, en especial en lo referido a la colaboración y actividades espirituales en los desfiles procesionales.

Art. 49º.- Además de la Junta de Diputación, ésta podrá proponer a la Asamblea General, y para cuestiones determinadas, la inclusión de comisiones formadas por los hermanos y hermanas que sean entendidos en los temas a elaborar, para que, junto con ellos, trabajen en cuestiones especificas, que requieran, por su contenido e importancia, la colaboración de más hermanos.

Art. 50º.- La Junta de Diputación podrá solicitar también para cuestiones determinadas, un voto de confianza para su gestión y resolución, en nombre de la Asamblea General, dando a ella, una vez finalizadas las mismas, o durante su ejecución y desarrollo, cuenta de la gestión efectuada.


Art. 51º.- En casos muy especiales de gestión y trabajo personal de determinados hermanos o hermanas, la Junta de Diputación podrá proponer a la Asamblea General el nombramiento de hermanos o hermanas honoríficos, previa aprobación por la misma, una vez la Junta de Diputación las haya informado de los méritos contraídos que, a su criterio, les hagan merecedores de ello.

Cuenca, 17 de febrero de 1984


La Junta de Diputación.- Miguel Muñoz.- Jesús Serrano.- Lorenzo Carretero.-Alejandro de la Cruz.- Félix Leal.- Eusebio Jiménez.- Carlos García.- Javier González.- Gregorio Martínez.

 

 

APROBACION DE LA HERMANDAD


Habiendo examinado la Asamblea General de la Venerable Hermandad los Estatutos presentados por la Comisión y con el fin de adecuar y reformar los anteriores, y hallándose conformes, se acordó someterlos a la consideración del Ordinario local, con la finalidad de que este, silos encuentra ajustados a lo que prevé la legislación vigente al efecto, los aprobará.
As! se dispuso por la Asamblea General de Venerable Hermandad> celebrada el día 24 de abril de 1983.


SECRETARIA GENERAL DEL OBISPADO DE CUENCA


José Guerra Campos, por la Gracia de Dios y de la Santa Sede Apostólica, Obispo de Cuenca:

Habiendo acordado la Asamblea de la VENERABLE HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESUS NAZARENO, DEL PUENTE, de Cuenca, la reforma de sus Estatutos, por el presente Decreto, en conformidad con el canon 314 del Código de Derecho Canónico, aprobamos los Estatutos reformados de dicha Hermandad, que nos han sido presentados por su Junta de Diputación el 17 de febrero de 1984, según el texto contenido en los 13 folios precedentes, signados con el sello episcopal.
Cualquier modificación de los estatutos, será sometida a la aprobación del Obispo Diocesano.
La función de Consiliario de la Hermandad, mientras no hubiere otro sacerdote designado para ella, compete al Reverendo Señor Cura Párroco.
En todo caso, el Reverendo Cura Párroco será Delegado del Obispo Diocesano para lo previsto en los artículos 15, 44 y 66 (éste, en cuanto a la confirmación del Presidente).
Concedemos Indulgencia parcial en la forma establecida por la Iglesia, a que participen en los actos de la Hermandad-
Dado en Cuenca, el día 13 de abril, Jueves Santo, del año 1984.

JOSE, obispo de Cuenca


El Canciller de la Curia: Fdo.
FELICIANO TORREMOCHA AJENJO



M. A. y V. H. Ntro. Padre Jesús Nazareno del Puente
Plaza Yesares, 1 bajo
16001 - CUENCA